La Economia De Los Despojos Teatrales: Reutilizacion Y Disputas

Article excerpt

MUCHO se ha andado en los ultimos anos en la investigacion de la preparacion de la fiesta en materia de contratos, pagos, permisos, etc. Tambien hemos avanzado notablemente hacia un mayor conocimiento de aspectos fundamentales de la sociologia y economia de la comedia, muy especialmente de la que se representaba en el corral.

No obstante, aun queda practicamente todo por saber acerca de lo que pasaba el dia despues. Una vez concluida la fiesta, ?que se hacia con todo lo comprado?, ?que con lo construido?, ?quienes se beneficiaban de todos aquellos restos de pintura, telas, alfombras, cera, clavos, maderas, hilos, alambres, papeles, etc.?

En este breve articulo tratare de dar algunas respuestas a estas preguntas con la ayuda de nuevos documentos encontrados en el archivo de la Villa de Madrid (AVM) y otros ya publicados anteriormente en la serie "Fuentes para la historia del teatro en Espana" que dirigiera John Varey y cuya labor continua hoy Charles Davis. Por la complejidad y variedad del tratamiento de estos desperdicios en los corrales y la dispersion de esta documentacion, para esta nota me centrare unicamente en aquellas celebraciones llevadas a cabo en presencia del Rey, bien en el interior del Coliseo del Buen Retiro o como en los autos sacramentales, en calles y plazas publicas.

Tal vez el caso de aprovechamiento de materiales de comedias mas conocido sea el de los "trajes de representar" empleados por las companias en el Salon Dorado del Alcazar madrileno, en el Coliseo del Buen Retiro y en el palacio de Aranjuez. Los testimonios de la costumbre de donar a los actores las ropas con que representaban son abundantes tanto en la documentacion como en la literatura de la epoca. Entre ellos es clasico el episodio en el cual Don Quijote y Sancho se encuentran en el camino con la compania de Angulo el Malo (II, 11; 115):

   El que guiaba las mulas y servia de carretero era un feo demonio.
   Venia la carreta descubierta al cielo abierto, sin toldo ni zarzo.
   La primera figura que se ofrecio a los ojos de don Quijote fue la
   de la misma Muerte, con rostro humano; junto a ella venia un angel
   con unas grandes pintadas alas; al un lado estaba un emperador con
   una corona, al parecer de oro, en la cabeza; a los pies de la
   Muerte estaba el dios que llaman Cupido, sin venda en los ojos,
   pero con su arco, carcaj y saetas. Venia tambien un caballero
   armado de punta en blanco...

Sin embargo, es evidente que los vestidos de esta compania tendrian poco que ver con los suntuosos trajes de representar empleados en la corte. Asi pues, ?cual era el valor de estas indumentarias? Para hacernos una idea, el Principe de Astillano empleo 277861 reales de vellon en vestir a los actores de Fieras afemina amor cuando festejo a los reyes en 1672. De entre todos ellos destacarian el vestido de Hercules, que costo 1891 reales, y los llevados por Juan Rana y Manuela Escamilla para el entremes de El triunfo de Juan Rana. Al anciano representante se le hizo un vestido consistente en una capa y capote, mangas y calzones anchos, capilla y gorra, todo de felpa plateada de Holanda. Se utilizaron encajes de plata para guarnecer el vestido, el vuelo y las delanteras de dentro de la capa y en la gorra y la capilla. El "buen humor eterno" de su alma, que representaba Manuela Escamilla, era mas sencillo, de raso de primavera de Toledo abrocalado, con tafetan encarnado para forro y faltriqueras y ocho docenas de botones de plata y oro falsos, ademas de un sombrero de color chambergo decorado con cintas de colores (Greer y Varey 53). Estos datos de 277861 reales por el total de los trajes, los 1891 reales del de Hercules o los ricos detalles de algunos de estos trajes etc. se vuelven mas reveladores cuando los confrontamos con otros gastos propios de la representacion. Por ejemplo, con los 3 300 reales que cobro, a repartir, la compania de Antonio Escamilla por representar El caballero de Olmedo cuatro anos despues en el Coliseo del Buen Retiro (Shergold y Varey 74). …