Academic journal article Cervantes: Bulletin of the Cervantes Society of America

Cervantes Y la Quixotic Fiction: El Hibridismo Generico

Academic journal article Cervantes: Bulletin of the Cervantes Society of America

Cervantes Y la Quixotic Fiction: El Hibridismo Generico

Article excerpt

La sucesion episodica caracteristica del relato picaresco y la parodia de generos por medio de un personaje quijotesco se cuentan entre las principales analogias formales que se han advertido entre Don Quijote y la novela britanica del siglo XVIII. Pero las similitudes que emparentan las novelas del primer siglo de este genero en Gran Bretana con la prosa de Cervantes son innumerables: como indica Susan Staves, los ejemplos son "too numerous to discuss" (193). En este breve ensayo me propongo analizar uno de esos aspectos que ya han sido apuntados, pero que no han ocupado el interes analitico de ningun filologo: el hibridismo generico, o la miscelanea composicion de la novela a base de elementos provenientes de otras tradiciones o generos literarios, centrandome en la obra de Tobias Smollett, por ser esta donde mas evidentemente se manifiesta.

El hibridismo generico de Don Quijote responde al interes de Cervantes por cuestionar la moda que hizo del romance(1) el genero literario de mayor difusion durante las ultimas decadas del siglo XVI. La literatura en la Espana de Cervantes tenia en el romance su mas aplaudido exponente, y los romances proliferaron desmesuradamente, primero en numero e inmediatamente despues en subgeneros: el romance de caballerias dio paso al pastoril, al sentimental, al bizantino y al morisco. La caracteristica comun a todos los subgeneros del romance era el desenfrenado idealismo que aderezaba sus tematicas.

La proximidad del Barroco propicio que el idealismo que caracterizaba los romances se hiperbolizara hasta rebasar los liminares de lo tolerable artistica y moralmente. Cervantes impregna su novela con todos los subgeneros del romance que eran y habian sido moda durante las decadas anteriores: el pastoril, el sentimental, el bizantino, el morisco y el caballeresco. La nueva novela que se propone imponer como remedio contra los romances se alimenta de todas esas variantes. Cervantes renuncia a lo que el estima la mayor falla de los romances, que es el hiperidealismo, pero toma de ellos aquellos aspectos estilisticos que estima aprovechables, para de este modo crear un nuevo genero, la novela, con que purgar y depurar el romance.

De la misma manera que se apoya en la novella para crear la novela corta, Cervantes toma elementos de todos los diferentes tipos de romances para crear la novela y con ella subordinar los distintos romances. Cervantes no pretendia acabar con los romances, sino con las muchas exorbitancias que habian hecho este genero tan increible como irrisorio. Buena prueba de ello son las disquisiciones que Marcela hace en contra de lo absurdo del neoplatonismo en la ficcion pastoril, o el desprecio que Eugenio hace de la concepcion de la mujer como donna angelicata y que se opone a la actitud neoplatonica de Anselmo (I, 51). La transicion de romance a novela que Cervantes intenta no es en absoluto terminante, puesto que se encarga de reducir al descredito su irrealismo sin que el lector haya de renunciar a la riqueza tematica de la narrativa en boga. En la discusion critica en que el cura explica al canonigo las razones del escrutinio y quema de romances, el cura, convertido en juez literario, explica que "con todo cuanto mal habia dicho de tales libros, hallaba en ellos una cosa buena, que era el sujeto que ofrecian, para que un buen entendimiento pudiese mostrarse en ellos, porque daban largo y espacioso campo por donde sin empacho alguno pudiese correr la pluma, describiendo naufragios, tormentas, reencuentros y batallas, pintando un capitan valeroso con todas las partes que para ser tal se requieren...pintando ora un lamentable y tragico suceso, ora un alegre y no pensado acontecimiento; alli una hermosisima dama, honesta, discreta y recatada; aqui un caballero cristiano, valiente y comedido; aculla un desaforado barbaro, fanfarron; aca un principe cortes, valeroso y bien mirado" (I, 47).

Cervantes era consciente del hibridismo sobre el que proyecta y edifica su Quijote. …

Search by... Author
Show... All Results Primary Sources Peer-reviewed

Oops!

An unknown error has occurred. Please click the button below to reload the page. If the problem persists, please try again in a little while.